Cómo reparar un castillo hinchable

Debido al uso o por algún contratiempo puede aparecer un agujero o desgarro en la lona de tu inflable. Si esto pasa, ¡no te preocupes! No hay motivo alguno para tirarlo, es muy posible que se pueda solucionar. A continuación te enseñamos cómo reparar tu castillo hinchable para dejarlo como nuevo.

Los materiales y herramientas que te hacen falta son pocos. Cuando el orificio es pequeño, solo necesitas parches y pegamento. Si la abertura es muy grande, es posible que también necesites una aguja o un punzón con hilo dependiendo de la rigidez de la tela.

Existen diferentes niveles de reparación. Esos niveles pueden ser una solución rápida, permanente o profesional. Cada una tiene una serie de pasos específicos que debes seguir para arreglar el castillo inflable correctamente. ¡Vamos a conocerlos!

¡Conoce los mejores castillos hinchables!

Cómo encontrar un agujero en un castillo hinchable

El primer paso para reparar un castillo hinchable consiste en saber por dónde pierde aire. La forma más sencilla de localizar un roto es hacer una inspección visual y auditiva. Para ello camina alrededor del castillo mientras está hinchado y con el ventilador en marcha.

Debes identificar cualquier escape de aire que no se esté produciendo por los orificios destinados a ello. Algunos inflables tienen vías de escape a propósito para que el aire circule constantemente.

Formas de encontrar una fuga:

  • Sentir si el aire se escapa
  • Escuchar si el aire se escapa
  • Restregar por la lona agua jabonosa
  • Sumergir en agua (solo es válida si se trata de un castillo hinchable pequeño)

Cuando estés inspeccionando el hinchable, pasa la mano por la lona para percibir más fácilmente la fuga. Si te resulta difícil sentir o escuchar por donde se escapa el aire, trata de identificar que zona del castillo se está desinflando más rápido que otras.

En el caso de que continúes sin dar con el escape de aire, llena un cubo de agua y mézclalo con un poco de jabón hasta que haga espuma. Con una esponja reparte el agua por el área que sospeches que puede estar la fuga. Por ejemplo por la que has identificado que se desinfla más pronto. Si el orificio está en esa zona el aire formará burbujas en el jabón.

Procura mojar lo justo el inflable para que no quede empapado y no tengas que dejarlo secar antes de guardarlo. Cada vez que apliques agua con jabón es aconsejable que vayas secándola con un trapo limpio.

Reparación rápida de un castillo hinchable

Si la fuga y el inflable son pequeños, la opción rápida consiste en tapar el agujero con cinta adhesiva convencional. Pero esto no deja de ser una solución temporal que probablemente tendrás que aplicar bastante a menudo.

Si vas a optar por la solución rápida te recomendamos que al menos utilices cinta adhesiva de reparación de vinilo. De esta manera conseguirás un resultado un poco más duradero.

Cinta adhesiva de vinilo para reparación de castillos hinchables

La cinta adhesiva de reparación de vinilo presenta una combinación de flexibilidad y resistencia que puede ayudarte a salir de un apuro temporalmente cuando tienes un pinchazo pequeño en tu castillo inflable.

Igualmente con el tiempo, la cinta empezará a levantarse y el aire volverá a escaparse. Es posible que puedas usar el castillo durante el día de la reparación pero no muchas veces más.

Reparación correcta de un castillo hinchable

Esta es la opción recomendada para arreglar un orificio en un castillo inflable. Para ello necesitarás un parche de vinilo y pegamento especial para vinilo. La mayoría de kits de reparación ya vienen con los dos elementos necesarios.

Ten en cuenta que esta solución no es para arreglar desgarros en las costuras del castillo. Para ese tipo de arreglos, deberás utilizar el método profesional que se explica un poco más abajo.

Pasos para aplicar un parche en un castillo hinchable

Vamos a ver en detalle todo lo que tienes que hacer para reparar un agujero en un castillo hinchable con un parche. Es muy sencillo y en menos de lo que piensas estarás con tus pequeños disfrutando de vuestra casa de salto.

Es recomendable hacer este proceso con el castillo desinflado ya que de esta manera te resultará más cómodo y te asegurarás un mejor resultado.

Limpiar la zona a parchear

La suciedad y los residuos pueden impedir que el parche se adhiera correctamente. Asegúrate de que la zona en la que vas a aplicar el parche está libre de agua, grasa, suciedad y cualquier otro residuo.


Cortar el parche en forma de círculo

Si el parche que vas a utilizar no tiene forma circular es muy recomendable que lo recortes para dársela. Lo ideal es que no tenga esquinas para asegurar una fijación a largo plazo. Los bordes en ángulo recto tienen más probabilidad de engancharse con algo y desprenderse con el tiempo. Corta el parche para que sea al menos 5 cm más grande que el agujero a reparar.


Aplanar el parche

Aplastar el parche asegurará que no haya zonas que se despeguen al intentar colocarlo. Utiliza un libro o algo plano y pesado para ejercer presión sobre él. Si lo has recortado, presta especial atención a los bordes ya que el corte puede hacer que el parche se curve un poco.


Poner pegamento alrededor de la fuga

Reparte un poco de pegamento en torno al desgarro. Si tu castillo hinchable es un modelo grande es posible que tenga cremalleras para desinflarlo. En ese caso y si es posible llegar hasta el agujero, es aconsejable colocar el parche en el interior de la lona. De esta manera, cuando esté hinchado, el aire ejercerá presión contra él y ayudará a mantenerlo en su sitio.


Poner el parche

Aplica una ligera capa de cola de vinilo por toda la superficie del parche. Intenta no excederte en la cantidad porque si te pasas rebosará y manchará la tela del castillo. Antes de pegar el parche, deja secar un minuto el pegamento para que quede más consistente y se adhiera mejor.


Aplicar presión sobre el parche

Presiona el parche durante unos minutos hasta que el pegamento empiece a endurecerse. Si estás arreglando el agujero con el castillo deshinchado puedes poner algún objeto pesado y con una superficie lisa sobre el parche.


Comprobar que los bordes están sellados

Comprueba que los bordes del parche están completamente pegados a la lona. Si hay trozos del parche que se despegan, pon más pegamento y aplica presión hasta que esté completamente adherido. Deja que la cola se seque durante un par de horas antes de utilizar el castillo.

Llegado este punto tendrás el castillo hinchable reparado y listo para que tus hijos vuelvan a divertirse en él. ¡Así de fácil!

Reparación profesional de un castillo hinchable

Este método es necesario para arreglar desgarros en las costuras aunque también se puede usar para reparar cualquier tipo de fuga. En un castillo inflable gigante es muy recomendable utilizar esta solución ya que siempre está sometido a más carga tanto de aire como de ocupantes.

Para realizar esta reparación necesitarás un kit de punzones de costura. La solución consiste en hacer un remiendo a la lona del inflable igual que si se tratara de un agujero en una prenda de vestir.

Cuando la fuga esté en las costuras, una vez las hayas cosido ya habrás terminado. Pero si el escape de aire está en otra parte de la tela, es recomendable después de remendarlo, aplicar también un parche siguiendo los pasos explicados en la sección anterior.

Cómo arreglar la red de un castillo hinchable

Reparar la red de un castillo inflable de forma profesional es algo que lleva tiempo y que requiere de ciertas habilidades con la costura.

También tienes la solución fácil que consiste en unir las partes rotas con bridas o atándolas con un cordón para cerrar los agujeros.

Si prefieres utilizar la solución profesional, el siguiente vídeo te ayudará a aprender como recrear el aspecto de la red.

Cómo arreglar la decoloración de un castillo hinchable

Si alguna vez has limpiado tu castillo inflable con lejía, o lo has dejado fuera durante un largo periodo de tiempo, te habrás dado cuenta de que la lona ha empezado a decolorarse. La única solución para devolverle el color a la tela pasa por utilizar un producto restaurador de plásticos.

Aplica una ligera capa del producto con un trapo y déjalo reposar durante 10-20 minutos. Puedes aplicar varias capas para obtener mejores resultados.

El aspecto de la lona no quedará como el primer día, pero conseguirás reparar los colores de tu castillo hinchable devolviéndoles algo de la intensidad que habían perdido.

¿Te ha gustado?

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Puntuación: 4.7 / 5. Votos: 175

Hasta ahora... no hay votos. ¡Puntúalo!

¡Comparte diversión!